09 enero, 2017

158: AQUÍ, ESTO




Básicamente, no creo que la negación o desmitificación de la trascendencia sea un problema mayor. Pero nunca ví lo que está por encima de nuestra existencia, siempre miré lo que está con o lo que se dice que está en. El materialismo vulgar se ocupa de criticar a lo que está arriba; el marxismo devela lo que está adentro. Esto es, nunca fue mi problema discutir directamente contra la idea de una trascendencia divina pero si atacar directamente cualquier concepción trascendente o trascendencial de la conciencia. Lo que siempre me pareció insoportable es el recordatorio constante, contra el dolor humano y la miserio, de una supuesta verdad y riqueza que reside -en todas las circunstancias- en interiore homine. Los objetos de mi crítica son el alma, identidad, egoísmo, e individualismo. Y el objetivo de mi critica es el intento, promovido por la religión, de arreglar valores y establecer una "naturaleza humana" que les de su plenitud y eternidad.


_Antonio Negri, entrevistado por Judith Revel, en -> http://dx.doi.org/10.1080/08935696.2016.1243627


("Opération terrestre", de Estelle Chrétien)