09 septiembre, 2017

189: PLEASE, PLEASE, PLEASE



Creo que es en noviembre de 1962 cuando los DIARIOS registran la lectura de Roland Barthes, donde se percibe: "la noción del vínculo. Vínculos entre el crítico y la obra literaria (pero de un modo tan estrecho como desconocido antes de ahora), lo cual conduce al vínculo entre el sujeto y el objeto, es decir [texto incompleto]"

¿Es decir qué, Alejandra, por favor, por favor, por favor?

Volveré sobre el asunto del sujeto y el objeto, naturalmente, que aparece también en otros textos, pero por el momento me detengo en la "noción de vínculo" que postula la literatura como una maquinación extranjera a sí misma, que ya no es propia ni ajena sino un campo de iridiscencia sin centro y sin orillas, ese momento (cito a Barthes) "cuando el texto 'literario' (el Libro) transmigra dentro de nuestra vida, cuando otra escritura (la escritura del Otro) acierta a escribir fragmentos de nuestra propia cotidianeidad: en suma, cuando se produce una co-existencia", un latigazo al mismo tiempo de identificación y de distancia (co-existencia no es necesariamente compadecimiento).

-> Daniel Link, en "Alejandra Pizarnik, la infancia de la humanidad" ->


[PINTURA DE OSCAR REUTERSVARD]